Ptazeta
Ptazeta cierra el ciclo Carrete / Óscar Gil
Música

Con Ptazeta en La Riviera, loca

Anoche ocurrieron dos sucesos importantes. El primero, que el ciclo Carrete cerró su primera edición en plena pandemia con más de 2.800 espectadores que han pasado por la Sala La Riviera de Madrid. El segundo, que Ptazeta por fin pudo dar su primer concierto. No fue un estreno cualquiera para la canaria, ya que se encargó de cerrar este festival y nada menos que en la sala más grande la capital.

El show comenzó con una corta sesión de Juacko, el fiel compañero de Ptazeta que le acompaña en la mesa de mezclas. «Estoy muy emocionado después de todos estos meses sin conciertos, vamos a calentar un poquito», expresó el DJ, que levantó los ánimos del público desde la primera canción. La canaria no se hizo de rogar y saltó rápido al escenario, con unos nervios que le invadían el cuerpo. No paró quieta durante todo el espectáculo, corrió de una punta a otra canción tras canción, hasta que se hizo al escenario.

En un parón con Déjate ser se sentó a los pies de la tarima para cantar a capela con el público y rodeada de flashes. Ese fue el punto de inflexión para Ptazeta, cuando dejó la inquietud a un lado y lo dio todo, mucho más tranquila. «Les agradezco mucho porque es el primer concierto de mi vida, y aunque no les vea mucho las caras me voy a quedar con toda su energía», prometió después de cantar Mami, el single que la hizo viral. La rapera traía sorpresas: «Como ustedes están aquí por mí, les traigo unos temas que no he sacado todavía». No fue una canción, ni dos, sino cuatro sencillos inéditos. Uno de ellos con una base de reggaetón, otro con una letra feminista -que quería sacar el Día de la Mujer, pero no fue posible- y dos temas de hiphop duro. «¿Les gustaron las canciones? ¿Ha valido la pena?», preguntó a sus fans, «pues más valdrá la pena cuando salgan en Spotify», rio.

Ptazeta no quería que terminara el concierto, así que preguntó a los organizadores si podía seguir y alargarlo todo lo posible. «Me dicen por el pinganillo que puedo tirarme otra, ¿cuál quieren?», a lo que sonó un «Mami» al unísono. Así, repitió con Mami, sonó el remix de Mensaje enviado y cerró con Trakatásu single con Farina. «¿Sabéis qué es lo bueno? Que como es el primero no lo voy a olvidar nunca», se despidió la canaria.

Fotógrafo: Óscar Gil.

Artículos relacionados

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.